Buscar este blog

miércoles, 16 de noviembre de 2016

“Tiro Cantado” entre Alcaldes... “Interrumpí Mi Educación para Asistir a la Universidad”... Por: Federico Lagarda Ibarra.



“Tiro Cantado” entre Alcaldes


“Interrumpí Mi Educación para Asistir a la Universidad”


El SOL...                                                            
Por: Federico Lagarda Ibarra

Dr. Raúl Silva Vela
Ubaldo Ibarra Lugo
El Objetivo Regional.- Luego de observar el “golpeteo” hilvanado, descarado y sistemático, orquestado por el alcalde priísta de Etchojoa, Ubaldo Ibarra Lugo, en contra de la administración municipal panista de Navojoa, que preside Raúl Silva Vela, podemos concluir que ya hay “un tiro cantado” entre el gandalla de Ubaldo y el doctor Silva Vela… Lo que nos lleva a preguntarnos: ¿Cuál será realmente el fondo del asunto? ¿Será mero coraje y envidia del lépero Ubaldo porque en Navojoa sí se observan banderazos de “inicio de obras sustanciales” y en Etchojoa no? ¿Acaso Ibarra Lugo tendrá interés en la diputación federal y ve algún tipo de sombra en el galeno blanquiazul?... Lo cierto es que está muy clara y por demás burda la “consigna” fraguada desde la oficina de “Comunicación Social” del vecino municipio de Etchojoa, para restar méritos y golpear a las diferentes áreas del gobierno de la “Perla del Mayo”… En fin, sólo nos queda darle otro consejo de “a gratis” al “hijastro de Hipócrates” (Raúl Silva Vela): “trabajo mata grilla” o en su defecto: “a chillidos de cerdo, oídos de matancero”…
En otras cosas y a petición de varios de nuestros lectores (del internet), publico nuevamente mi “reflexión” acerca de los “profesionistas mediocres y su frustración sociológica”, y que a la letra dice: actualmente, ser “profesionista” en México no es ninguna garantía de preparación o de capacidad, sino todo lo contrario… Pues de cada 100 médicos (sólo por citar una profesión) 90 no sirven “casi” para nada, “salvo” para cobrar o matar a sus “pacientes” de manera impune, toda vez que cuentan con un título universitario (bajo el brazo) que los “faculta” para ejercer, no obstante que de medicina saben tanto o menos de lo que este reportero conoce de  “espiritismo”… En el entendido que no estamos “juzgando” a los buenos galenos (sino más bien a los impreparados y a los que se les olvidó la ética), sin embargo, si por desgracia tuviéramos un accidente y en nuestra “inconciencia” pudiéramos “escoger”, ténganlo por seguro que “no” nos gustaría que fuéramos “atendidos” en la Clínica Hospital San José de Navojoa, mejor preferiríamos que “nos dejaran morir con dignidad” a que nos “atendieran” en ese “nosocomio de la muerte”… O, qué nos dicen de los “abogados”, quienes en su mayoría no saben redactar, ni interpretar los códigos, aparte que leen mal y cuando hablan parece que lo está haciendo un “burro” (con todo respeto para los “asnos”)… ¿Y los “maestros” qué?, diría la “vox populi”, mismos que están más “desprestigiados” que el propio INE, partidos políticos, que el SNTE (Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación) o la CNTE (Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación)… Por ejemplo, según “nuestras fuentes”, los profesores de Oaxaca, Michoacán y Guerrero, en años recientes, sólo “impartieron” (en promedio) 30 días de clases en el año y aún así todos los alumnos “pasaron” el curso… Demostrándose (con lo anterior) que la “pobreza cultural” inicia desde el nivel “preescolar” (kinder), y es generalizada en todo el país (incluyendo desde luego a Sonora)…
Algo que también se observa en los “profesionistas mediocres” y que resulta hasta ridículo, es que “éstos” se jactan de su supuesta “superioridad” y de sus “estudios”, en igual de hacer homenaje al título… Llegando su “egolatría” y complejo a tal grado que “anteponen” a su nombre el “mote” de: Ingeniero, Doctor o Licenciado, como si estuviéramos en la época colonial donde algunos “caballeros” eran llamados: Conde, Marqués, Duque, Vizconde o Barón… Es pues, una situación de “herencia aristocrática” que no se usa en otros países, puesto que “allá” no padecen de “frustración sociológica”… Ahí tenemos a un Barack Obama, a Fidel Castro, a Hillary Clinton, entre otros, que realmente tienen postgrados en universidades de prestigio y no por ello andan presumiéndolo o haciendo mención de sus títulos… Sin fanfarronear, sólo dan su nombre (a secas)… En fin, el problema sustancial de México (pobreza, corrupción, violencia, desmadre, mediocridad, etcétera) es definitivamente educativo…
Concluyendo: la mayoría de los “profesionistas” en México son un fraude para la sociedad, debido a la “deficiente” educación que recibieron desde la Primaria hasta la misma Universidad, a pesar de que las autoridades educativas gastan millones y millones de pesos (continuamente) en “programas balines”… Por ello, bienvenida la “reforma educativa” (aún con sus lagunas), sin importar de quien haya sido la idea o la haya impulsado, o de los “callos ancestrales que siga pisando”…
Por ahí alguien dijo: “interrumpí mi educación (de la vida) para asistir 5 años a la universidad”…